lunes, 30 de noviembre de 2009

QUINCUADERATUM


I
Hagamos el amor
-te propuse-
y al ver tus ojos asombrados
no supe si reír o llorar.

II
Ansia de cópula,
Precioso tabú.
Necesitaba saber con caricias
Si te importaba o no.

III
No sabías que decir
-era lógico-
y te besé…
tu boca me supo extrañamente
a fresa.

IV
Me amaste
y tu riego prodigioso
calmó la resequedad
de mis entrañas.
Flores azules nacieron en mi sexo.

V
Diecinueve
¿Te importo o es un juego?
Deseos ahogados de
estar contigo (besarte, amarte, estrujarte).
Hacer del placer una poesía interminable.

No hay comentarios:

Publicar un comentario