miércoles, 26 de agosto de 2015

PUBLIQUE MI PRIMER LIBRO EN AMAZON

El proceso de editar un libro a través de una editorial o de autopublicarse en papel es bastante complicado y costoso.
Sin embargo, con las nuevas tecnologías, el libro digital propone cauces distintos a los que proporcionan las editoriales para publicar una obra. Los ebooks se están convirtiendo cada vez más en una salida para escritores que no encontramos otra manera para publicar nuestros trabajos. Hoy en día, ya no hace falta contar con el apadrinamiento de una editorial. Amazon trae para todos los autores una plataforma ilimitada para llegar a nuevos lectores en todas partes del mundo.
No sé si logre vivir de la autopublicación. Nada es imposible y muy probablemente logre conseguirlo, aunque eso no significa que deje mi trabajo académico del cual estoy muy orgulloso y me hace feliz. Lo primero que hice fue escribir el libro y solicitar  más tarde, la ayuda de una diseñadora gráfica para tener una buena presentación, tuve que invertirle un billete pero digamos que fue un lujo que quise y necesitaba darme.
Ya con la edición en mano invertí un día entero, desde las seis de la tarde hasta la una de la mañana hasta que logré editar y poner mi libro en línea y en venta ¡fue una sensación maravillosa!
Ahora estoy aprendiendo acerca de la promoción.
 De momento toda esta experiencia me ha servido para aprender sobre el tema, esperando pronto ser un experto en ello. Aprendí muchas cosas relacionadas con trabajar y vender cosas por Internet. Quién sabe, a lo mejor algo de todo esto me sirve en el futuro.
Muchos bloggers dicen que esto no es un pasatiempo, sino un negocio, esto no lo sabré hasta pasado algunas semanas y te cuente la experiencia.
Por lo pronto aquí está mi primer libro en Amazon, espero lo disfrutes:

domingo, 9 de agosto de 2015

RFLEXIONES DE UN LOCO


Mi cabeza es una enorme bolsa llena rompecabezas desordenados,  al cual le faltan piezas que la mente trata de armar  con pensamientos agradables entre en los espacios que quedan entre ellas. Rellenando huecos, es inevitable que en todo este proceso algunas ideas salgan de mi ser precipitándose para siempre en el abismo del pasado, recordándome sucesos e historias que creía olvidados.
Fui a la provincia buscando algo de tranquilidad y, por qué no, un poco de soledad también, tras los últimos y trepidantes días en la ciudad de México, en la tierra en la que tengo mi hogar. Soy ceniza que yace sobre el suelo, humo que se desvanece, nada. 
 Lo que encontré fueron las huellas de mi pasado, camino sin fondo que aparece y desaparece, hasta que el ruido rompe ese silencio. Ruinas de polvo del piano negro, término de tormentas, de espantos, de penas.
Cuando comienza a atardecer, subo a la terraza a ver la caída del sol, con la única compañía de un café y, tal vez, algo de música para ahogar estos pensamientos. Hasta que tu mirada destruye esta canción. Mi tierra y pobre estéril tierra, es hora de hacer las maletas y volver.
Mientras tanto, dentro de mi cabeza, piezas del rompecabezas buscan  su lugar…

Es inútil no puedo olvidarte. Es hora de volver al camino y regresar al hogar.




Fotografía: "Un grito desesperado"
Jesús A. Sánchez